Un padre quedó como un ridículo al cuestionar a su hija por tener un “vibrador”

Emily, una usuaria de Twitter, relató cómo su padre no solo confundió un cargador usb con un juguete sexual sino que también revisó su cuarto. Todo mal.

“Emily, ¿dónde estás? Cuando vengas a casa tenemos que hablar”, así se inició la conversación por Whats App entre un padre y su hija que sorprendida decidió preguntar qué pasaba.

“Estoy en lo de una amiga. ¿Por qué?”, replicó la joven que compartió más tarde la conversación privada en su cuenta de Twitter convirtiéndose en un verdadero viral.

“Bueno, encontré esto. ¿Por qué haces este tipo de compras? ¡Es muy desagradable!¡No deberías desperdiciar tu dinero! Si tienes este tipo de necesidades, te sugiero que no dejes esta mierda tirada por ahí”, le respondió el padre a Emily al confundir un cargador USB con un vibrador.

“Papá, ¿qué piensas que es eso?”. Totalmente convencido, el hombre afirmó: “¡Esas cosas que la gente compra en Spencer! ¡Esos juguetes desagradables que vibran! ¡No soy tan viejo, Emily!”.

A lo que la señorita aclaró y preguntó:  “Papá, ¡es mi cargador portátil! ¡Lo uso para Disneyland para cargar mi celular! ¿Por cierto, qué estabas haciendo entre mis cosas?”. El padre terminó pidiendo perdón y suplicando; “No le digas a mamá… perdón. Necesitaba manteca de cacao”.

Más allá de la “gracia” del hecho, lo cierto Emily es que no hay nada malo en tener un vibrador. 

Deja un comentario