Pastor violó a su sobrina para “sacarle el demonio de adentro”

En el barrio neuquino de Hipódromo, un predicador convenció a la víctima de que tenía que ser exorcizada y aprovechó para abusarla sexualmente. La mujer no pudo reaccionar en el momento por el estado de shock.

El predicador de 52 años y pastor de una iglesia evangélica del barrio Hipódromo, Neuquén, se aprovechó de la joven de 28, que no sólo era creyente sino que además tiene un vínculo familiar con él por parte de su abuela y lo llamaba “tío”.

El hombre la había invitado a su casa para cenar el domingo pasado. Tanta era la confianza que se sacaron selfies y tuvieron una larga charla donde la mujer se desahogó con los problemas personales que estaba afrontando.

El predicador comenzó a relacionar las aflicciones con el ámbito religioso al punto de que la convenció de que tenía “el diablo adentro” y debía practicarle un ritual de exorcismo para liberarla.

El hombre prendió unas velas, puso en el suelo del comedor una manta, la acostó y le pidió que se relajara.

Acto seguido, comenzó a manosearla, le sacó la calza y la violó, de acuerdo con lo aportado por la víctima, que es hermana de un efectivo de la Policía de Neuquén. La joven no atinó a defenderse debido a que quedó en estado de shock y se fue a su casa llorando.

Le costó asumir el trágico suceso hasta que finalmente habló con su familia y develó lo sucedido. Su hermano y la cuñada la acompañaron a la Comisaría Segunda donde hizo la denuncia y brindó todos los detalles en la fiscalía de Delitos Sexuales.

El fiscal Andrés Azar ordenó realizar pericias a la víctima y rescató información sensible del celular de la joven, como la foto que se sacaron previo al abuso y mensajes intimidante para que no cuente lo sucedido.

Deja un comentario